Afiliación al IESS es una obligación legal y una oportunidad de seguridad y cobertura total

Publicado el 2010/08/20 por AGN



El profesional en libre ejercicio, el administrador o patrono de un negocio, el dueño de una empresa unipersonal, el trabajador autónomo; el trabajador en relación de dependencia; y todas las personas que perciben ingresos por la ejecución de una obra o la prestación de un servicio físico o intelectual; tienen la obligación legal de solicitar la afiliación al IESS.

Así lo establece la Ley de Seguridad Social vigente, en su artículo 2 que dice: “son sujetos obligados a solicitar la protección del seguro General Obligatorio, en calidad de afiliados, todas las personas que perciben por la ejecución de una obra o la prestación de un servicio físico o intelectual, con relación laboral o sin ella….”

El registro en el Seguro Social, se inicia desde la página web del IESS, www.iess.gov.ec. Cuando es por primera vez, tiene que actualizar los datos requeridos, imprimir la solicitud de clave de empleador y con los documentos solicitados acercarse a las oficinas de Historia Laboral de la respectiva Dirección Provincial, donde le entregarán la clave, que le servirá para inscribirse o inscribir a sus empleados; pagar aportes y préstamos y más consultas que la página le ofrece.

La tasa de aportación para los afiliados del régimen obligatorio es del 20,50% que se aplica a la mayoría con relación dependencia. Mientras que los afiliados que no tienen relación de dependencia, es decir que no tienen patrono o empleador, se les aplica una tasa de aportación del 17,50% igual que a los afiliados voluntarios.

El Seguro obligatorio protege a sus afiliados contra las contingencias que afecten su capacidad de trabajo y la obtención de un ingreso acorde con su actividad habitual, en casos de: enfermedad, maternidad, riesgos del trabajo; vejez, muerte, e invalidez, que incluye discapacidad; y cesantía. Además, pueden solicitar préstamo quirografario, hipotecario y prendario.

Los afiliados voluntarios tienen derecho a todas las prestaciones mencionadas a excepción de la cesantía porque no aportan para este seguro; por lo tanto no reciben esta prestación ni el préstamo quirografario, cuya garantía es la cesantía y el fondo de reserva.

El sueldo mínimo para calcular el valor del aporte mensual, en ningún caso será inferior al sueldo básico unificado, al sueldo básico sectorial, al establecido en las leyes de defensa profesional o al sueldo básico determinado en la escala de remuneraciones los servidores públicos, según corresponda, siempre que el afiliado ejerza esa actividad.