Incautan heroína que iba desde Gualaceo a Estados Unidos

Publicado el 2010/12/15 por CSM



En aproximadamente 75.000 dólares estarían valorados en el mercado norteamericano 310 gramos de heroína incautados por la Policía Antinarcóticos del Azuay. La droga pretendía ser enviada a Patchogue, Estados Unidos, desde Gualaceo, por medio de una agencia de encomiendas de este cantón nororiental.

El alcaloide, en polvo, iba camuflado en una vasija plástica con doble fondo. Agentes de la Jefatura de Antinarcóticos que inspeccionaban la mercadería en un control de rutina encontraron el recipiente que contenía la sustancia ilegal protegida por una funda plástica. Tras recibir la notificación, la Fiscalía del Azuay abrió una indagación para determinar la procedencia del estupefaciente y las identidades tanto del remitente como del destinatario.

Las autoridades no hicieron público el nombre ni la dirección del local a través del cual se intentó sacar la droga del país. Voceros de esta dependencia policial indicaron que en el paquete se encontró una copia de una cédula de ciudadanía a nombre de María F., quien consta como la responsable del envío del empaque, no obstante, no se descarta que el documento sea falsificado, pues los traficantes internacionales utilizan identidades suplantadas con el fin de evitar detenciones en caso de ser descubiertos.

La heroína quedó en manos de la Policía para las averiguaciones.

En Azuay

Según la Policía Antinarcóticos hay organizaciones de narcotraficantes que usan negocios de envíos o conocidos también como “correos paralelos” para traficar la droga. Estos grupos operan, especialmente, en localidades con altos índices migratorios como Cuenca y cantones como: Chordeleg, Paute y Gualaceo, pues en estas poblaciones hay un importante intercambio de encomiendas lo que dificulta los controles.

Un agente, cuya identidad quedó en reserva debido a que pertenece a esta unidad que también trabaja en labores de inteligencia, explicó que a pesar de que se ha notado una disminución de casos de envíos de droga por estos medios, los chequeos son constantes. Para ello se han conformado dos equipos de trabajo que acuden a estos locales. Las revisiones se hacen de acuerdo a perfiles de riesgos, es decir, en base a cualquier sospecha que presenten las encomiendas así como también las personas que las envían.

El uniformado agregó que en Azuay, para camuflar la droga los traficantes utilizan especialmente productos como artesanías y otros comestibles como: avena, café, cuyes, humas, soya, linaza, galletas, etc.

Para evitar que crezca el tráfico mediante los “correos paralelos” la Fiscalía ha dispuesto a los administradores de estos negocios que al recibir un empaque soliciten como requisito básico al remitente copias a color de la cédula de identidad y certificado de votación.

La Policía recomendó a los dueños de las agencias de encomiendas que se comuniquen a la línea gratuita (126) en caso de que detecten un paquete sospechoso.(CSM)


blog comments powered by Disqus